martes, 22 de diciembre de 2015

Compras de Navidad

Los días de compras nunca han sido santo de mi devoción, pero debo admitir que una vez llega la Navidad, lo veo todo diferente. Y lo que me parecía un suplicio, ahora se convierte en un momento mágico y muy importante.
Mientras camino por las calles pienso en la ilusión que brillará en tus ojos cuando el día dé Navidad te de aquel regalo que tanto anhelabas.
Yo no esperaré nada a cambio, solo tus labios sobre los míos y el calor de tus brazos al envolverme.

No hay comentarios:

Publicar un comentario